Saltar al contenido

Cómo engrosar el pene?

En este artículo quiero enseñarte cómo engrosar el pene de forma natural, y sin ningún tipo de riesgos.  Puede ocurrirte que lo tengas largo, pero poco ancho, o simplemente quieres mejorar en este aspecto.  Sea cual sea el motivo, quiero enseñarte una serie de masajes y ejercicios para que logres el objetivo.

Como engrosar el pene

Ya hemos visto previamente como hacer crecer el pene, y lo cierto es que conseguir ensancharlo también es un cualidad que las féminas disfrutan mucho.

De hecho es un atributo que desde la antigüedad se ha considerado como un símbolo de virilidad y fuerza, y no es para menos, ya que sexualmente es un atributo que realmente marca la diferencia.

Cómo engordar el pene de forma natural?: 4 Ejercicios

El objetivo es que puedas realizar estos ejercicios desde tu casa, cómodamente, y tomándote el tiempo necesario en realizar cada paso de manera correcta.

Si bien es cierto que existen en el mercado varias pastillas para agrandar el pene, hay que recalcar que la mayoría se enfocan más en la longitud más que en el ancho.

Los ejercicios que veremos son los siguientes:

Con estos métodos no solo lograrás aumentar el grosor del miembro, sino que también ganarás en seguridad y autoconfianza cuando te desnudes en frente de tu pareja, también lograrás mejorar tus erecciones, de manera que sea más potentes y más prolongadas, y por último lograrás aumentar unos centímetros más de longitud.

Vamos a trabajar para que la parte superior del falo tome forma de un hongo gordo, y que el tronco del mismo también logre verse mucho más ancho, la sensación de placer a tu pareja mejorará exponencialmente, y tu también podrás gozar mucho más.

Debes practicarlos al menos tres veces por semana, si logras cumplir más días es mejor. Pero tampoco te excedas con los tiempos de práctica, ya que el exceso tampoco es bueno.

A continuación veremos el detalle de cómo llevar a cabo cada uno de estos ejercicios para engrosar:

1. Dirigir la sangre de forma correcta

La gran mayoría de los métodos se basan en lograr que entre mayor cantidad de sangre en el miembro para alimentar los cuerpos cavernosos de la misma, y así lograr una mejoría notoria en el volumen.

En este punto veremos cómo lograrlo de manera que las erecciones no se vean afectadas (sino mas bien potenciadas), y que finalmente podamos darle esa forma de hongo voluptuoso.

Con cualquiera de tus manos desliza los dedos índice y pulgar desde la parte más baja del pene hasta a base del glande, y repite 72 veces.

Imagina que estás realizando la acción de “ordeñar”, hazlo con mucho cuidado y prudencia para no provocar lesiones.  Una vez que hayas realizado las repeticiones, haz otras 72 con la otra mano.

De esta manera completarás una sesión. No vuelvas a repetirlo a lo largo del día.  Con una sesión al día es más que suficiente.

2. Cómo ensanchar el pene con la técnica ULI

Es muy efectivo para ensanchar la parte superior del tronco. Uno de los problemas que tiene el jelquing es que se centra demasiado en el estiramiento a partir de la base, descuidando las ganancias en volumen en otros puntos del tronco.

Lo que más me gusta de esta técnica es que simula la función de las famosas bombas, con la diferencia que no tendrás que gastar ni un solo centavo.

Antes de empezar debes conseguir un erección total, de manera que la sangre esté correctamente distribuida.  Posteriormente hay que realizar contracciones del músculo PC (es decir, un kegel).

Para que te hagas una idea, es el músculo que aprietas cuando interrumpes el flujo de la orina (puedes probar a orinar e interrumpir la misma para poder identificarlo correctamente).

Una vez que estés erecto, aprieta fuertemente músculo PC, sujeta la base del pene, y aprieta (sin exagerar) durante unos 30-60 segundos. En este punto es probable que tu erección haya pasado del 100% al 60% o 70% como máximo.

Volvemos a llevarlo a un estado 100% erecto, y repetimos exactamente lo mismo 4 veces más.  Es decir, una sesión debe ser igual a 5 compresiones.

3. Masajeando la zona del pubis

Se trata de una manera muy fácil y efectiva de engrosar el pene, y te ayuda a lograr resultados muy buenos y rápidos.

Debes saber que uno de las causas por las que nuestro miembro no llega obtener el volumen deseado es por la grasa. Es un hecho que la gente gordita le cuesta un poquito más por este motivo.

Y no solo a ellos, también a los hombres mas delgados con problemas de localización de grasa.

Realiza el siguiente ejercicio durante 3 minutos: Cuando estés con el falo totalmente parado,  toma la base del mismo con los dedos índice y pulgar, y haciendo una presión simula el giro de una tuerca.

La mitad del tiempo hazlo en dirección e las agujas del reloj, y la otra mitad en el sentido contrario.

4. Cómo hacer el pene más grueso con masajes perineales y en la base

Los masajes en la base son muy importante porque ayudan a focalizar el flujo sanguíneo en el falo, logrando que aumenten los niveles de tetosterona, y haciendo que los cuerpos cavernosos aumenten su capacidad de absorción.

Con las 2 manos y los dedos sobre el tronco debes masajearlo con firmeza haciendo especialmente énfasis sobre la parte superior del mismo.  Este masaje no debe durar más de cuatro minutos.

Posteriormente debes masajear la zona perineal, que se sitúa entre el ano y los testículos. Masaje suavemente con 2 dedos durante 3 minutos. La sesión diaria estaría compuesta por 7 minutos entre ambos.

5. La técnica de Sujeción

Se trata de una técnica avanzada para incrementar el grosor. Y solo debes realizarlo una vez que hayas dominado los puntos anteriores.

El efecto que lograremos es que se hinche como un globo y finalmente logres ganar unos centímetros de circunferencia.  Debes utilizar las 2 manos y un poco de lubricante.

Con una mano sujeta la base del pene, y la otra la vas masajeando con el signo de OK (juntado las yemas de los dedos índice y pulgar) desde abajo hasta la base del glande. Realiza 2 repeticiones de 5 minutos cada una.

Como puedes ver, no tomará en ningún caso más de 10 minutos aplicar cualquiera de las opciones detalladas.

Recuerda que todo esfuerzo pequeño cada día tiene como resultado algo grande (nunca mejor dicho). Sé constante y verás la diferencia en pocas semanas.